Con un buen español, la cantante inglesa se presentó ante su público y agradeció por crear con ella una noche mágica

Con un buen español, la cantante inglesa se presentó ante su público y agradeció por crear con ella una noche mágica
Con un buen español, la cantante inglesa se presentó ante su público y agradeció por crear con ella una noche mágicaCréditos: Foto: OCESA / Lulú Urdapilleta

Dua Lipa estremeció al Foro Sol de la Ciudad de México desde que su silueta apareció en el escenario al ritmo de “Physical” a las 21:07 horas, vistiendo un body color verde que resaltaba su figura; pero la euforia por la británica se sintió desde días antes, no solo porque llegó el lunes, sino porque varios de sus seguidores acamparon toda la noche para poder tener el mejor lugar.

En las cercanías del recinto, desde el mediodía del miércoles se colocaron varios puestos ofreciendo mercancía no oficial del Future Nostalgia Tour, pero que las personas consumían con gusto para tener un recuerdo de la artista, ya fuera una bolsa, gorra, playeras o sudaderas, con costos desde los 150 pesos.

Con “New rules”, canción que le dio fama internacional, le dio la bienvenida a las 65 mil personas que se dieron cita esta noche, pero fue después de “Love again” cuando aprovechó para expresar su amor por los mexicanos: “Los quiero mucho”, gritó.

Entre los asistentes había niñas, adolescentes y mujeres jóvenes que lucían sus mejores prendas, algunas incluso replicaban los looks entallados y coloridos que la intérprete suele llevar. Todos coreaban a todo pulmón “Cool” y “Pretty Please”, en esta última, sus bailarines la cargaron por el escenario.

“Estoy muy agradecida, feliz y emocionada de estar aquí. Gracias por su energía, amor y apoyo. Gracias por esta noche mágica. Quiero decir muchas cosas, pero mi español no es perfecto, tengo que estudiar más, pero esta noche voy a intentarlo para ustedes. Gracias, te quiero muchísimo México. Vamos a disfrutar mucho”, dijo en un español fluido, antes de cantar “Be the One”, con la cual puso a prueba al público para ver que lado cantaba mejor.

El segundo bloque del concierto inició con “We’re good”, para este número ya vestía un body corto y plateado lleno de brillantes y botas del mismo tono: “México sigue conmigo”, pidió a sus fans. En el escenario estuvo acompañada por un grupo de 10 bailarines que también se lucían con sus movimientos, algunos hasta en patines giraban por la pasarela, ubicada al centro de la cancha.

En todo momento se mostró amable con la gente, incluso para “Good in bed” felicitó a una persona que estaba cerca del escenario, ya que se percató, gracias a una pancarta, que era su santo y en español le dijo “feliz cumpleaños”. En las pantallas laterales se proyectaba cada momento del concierto, mientras en la central pasaban imágenes de los videos oficiales de cada sencillo.

Con cada meneo de caderas o caricias de su cuerpo al piso, provocaba el grito estremecedor de todos los asistentes, que igual aplaudían el trabajo de las bailarinas, que se movían por todo el entarimado al sonido de “Fever” y “Boys will be boys”.

Para interpretar “Club Future Nostalgia” apareció con otro atuendo: un vestido rojo metálico que remarcaba a la perfección su estilizado abdomen. Lo que de inmediato provocó cientos de elogios por parte de los presentes. El clímax de la noche llegó con “Electricity” y “Hallucinate”, de hecho el recinto vibraba de que prácticamente todas las personas en cancha estaban saltando. Y minutos después el lugar se iluminó con las luces de los celulares para acompañar “Cold heart”, que canta con Elton John, sus bailarines portaron la bandera de México y la del arcoíris.

“Gracias por todo”, dijo Dua Lipa para despedirse del público, pero ante los aplausos  del público regresó; ahora con un atuendo dorado para cerrar la noche con “Levitating” y “Don’t start now”.

FOTOS: OCESA / Lulú Urdapilleta

MAAZ