Un estudio analizó el tiempo en que una persona puede contagiarse de covid-19 de acuerdo al tipo de cubrebocas que usa.

Desde que inició la pandemia se recomendó el uso de cubrebocas y de estos hay varios tipos, de tela, quirúrgicos o los KN95. Se han hecho varios estudios para evaluar la efectividad de cada uno de ellos, pero ahora se analizó el tiempo en que una persona se puede contagiar de coronavirus dependiendo de la mascarilla que use. Un estudio hecho por la asociación científica ACGIH con datos del Centro de Control de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos investigó el tiempo de contagio de acuerdo con el tipo de cubrebocas que usamos. El tiempo estimado es de 27 minutos hasta 25 horas. Te recomendamos: ¡No lo laves! ¿Cuántas veces se puede reutilizar el cubrebocas N95?

El tiempo que se tomó como referencia en este estudio son los 15 minutos que aproximadamente tardan dos personas sin cubrebocas, con base en esto se hizo una estimación en cuanto a los diferentes tipos de cubrebocas. De acuerdo con la investigación, quienes no usan cubrebocas tardan 15 minutos en contagiarse, mientras que dos personas que se protegen con un cubrebocas de tela podrían contraer el virus en 27 minutos. Para aquellos que prefieren utilizar cubrebocas quirúrgicos, se estima que se contagiarían de covid-19 en 40 minutos, mientras que los que usan los KN95 o FFP2 son los más protegidos y quienes tardan hasta 25 horas en contagiarse. Aunque hay varios tipos de cubrebocas, lo más importante a tomar en cuenta es el sellado y el ajuste que tienen, ya que estos elementos ayudan a que los aerosoles no sean tan fáciles de traspasar la tela o el material con el que están hechas las mascarillas.

Por ejemplo, los cubrebocas que se sujetan por detrás de la nuca podrían ser más eficaces que aquellos que solamente se sujetan por las orejas. A pesar de esto, los especialistas recomiendas que aunque la mascarilla que uses no se sujete por la cabeza, siempre debes checar que la nariz quede bien protegida y utilizar el tamaño de mascarilla que se ajuste a tu rostro. Toma en cuenta que entre usos, los cubrebocas deben estar secos y no tener deformaciones, así como haber perdido la elasticidad en las tiras.