El ministerio de Infraestructura anunció la medida “a raíz del alto riesgo para la seguridad” luego de que el presidente ruso Vladimir Putin anunciara el lanzamiento de una operación militar contra el país

El presidente de Ucrania, Volodímir Zelenski, pidió esta madrugada a los ucranianos a mantener la calma y quedarse en casa tras el inicio de la operación rusa en el este del país.

El mandatario ucraniano hizo este anuncio en vídeo en su cuenta de Telegram en el que informó también sobre la implantación de una ley marcial en todo el país.

Zelenski, confirmó ataques rusos contra la infraestructura de las Fuerzas Armadas del país.

“Rusia ha lanzado ataques contra nuestra infraestructura militar y guardias fronterizos”, dijo Zelenski

Aunque se desconocen los detalles del estado de excepción declarado por el presidente ucraniano, la Ley Marcial es un recurso con el que cuentan los países -normalmente regido por la Constitución- mediante el cual se otorgan facultades extraordinarias a las fuerzas armadas para la administración de jurisdicción y resguardo del orden público.

Usualmente es aplicado en casos guerras o para sofocar rebeliones. Es una medida que se impone cuando es necesario apoyar las actividades de autoridades y organizaciones militares.

Por su parte, el ministerio de Infraestructura anunció que Ucrania cerró su espacio aéreo a la aviación civil este jueves, luego de que el presidente ruso Vladimir Putin anunciara el lanzamiento de una operación militar contra el país.

El ministerio dijo que el espacio aéreo quedaba cerrado “a raíz del alto riesgo para la seguridad”, deteniendo el tráfico civil poco después de medianoche.

De igual manera comenzó la evacuación de los pasajeros y el personal del aeropuerto, informó el despacho, citado por Interfax Ucrania.

Entretanto, la Agencia Europea de Seguridad Aérea (EASA) informó este jueves de que clasifica a Ucrania como zona de conflicto activo ya que su espacio aéreo e infraestructuras se ven afectados por hostilidades que suponen un riesgo para la seguridad de la aviación civil.

En un comunicado remitido por la organización, con sede en Alemania, la EASA indicó a las aerolíneas que Ucrania es ahora zona de conflicto activo y que existe un riesgo “de que los aviones civiles sean blanco deliberado o sean identificados erróneamente”.

“El espacio aéreo de Ucrania y sus infraestructuras más importantes, como los aeropuertos, están sometidos a la influencia de operaciones militares, lo que crea riesgos para la seguridad de la aviación civil,” agregó la Agencia.

“La presencia y posible uso de una amplia gama de armamento aéreo y terrestre supone un alto riesgo para los vuelos civiles a toda altitud”, concluyó la EASA, que destacó que la situación es “fluida” y puede cambiar rápidamente.

La agencia instó a los operadores a ser especialmente cuidadosos con las zonas vecinas a la frontera entre Ucrania, Bielorrusia y Rusia, al igual que en lo que respecta a centros urbanos como la capital, Kiev, y las ciudades de Lviv (oeste), Dnipropetrovsk (centro), Simferópol (oeste) y Odesa (sur).