Si los profesionales del antipejismo sin atributos fueran esas lumbreras que se creen, no estarían todavía empantanados en la defensa inútil de Carlitos Loret & Company y de Mexicanos contra la corrupción. Sobre todo porque por más que hagan berrinche, ya fue demostrado lo guangas y melifluas de sus investigaciones; además su respuesta se tardó como 20 horas, tiempo suficiente para dejar en claro que fue de ardillas.

Algo que, además, afecta los sueños de opio de Markitititititito Cortés que creía que, gracias a esta fallida telenovela, Acción Nacional podía ganar ¡seis gobernaturas! ¡Miii viiidooo! Está como Enrique de la Madrid que ya se siente candidato presidencial, cuando se ve que todavía le quedan secuelas gachas de aquellos reventones con el Burro Van Rankin y el Diamante negro.

¡Basta ya de tonterías! Hay una verdadera forma de demostrar la capacidad destructiva de López Obrador y no es a través del melodrama ranchero, ni de nombrar a Ted Bundy Cruz su líder.

Si en verdad quieren darle un golpe bajo al Dictador macuspánico, deberían de usar los millones de pesos que invierten en bots y junto con sus aliados nada estratégicos del voxismo pando, propagar la idea de que AMLO es un verdadero peligro para México fundamentalmente porque le abrió la puerta de Morena a Lilly Téllez, a sabiendas de lo ultraderechosa, provida, traicionera, anticomunista, kukluxpanista y profundamente fan de Catalina Creel que es. Ya es hora de que hagan un buen compló para que los felicite García Luna Productions.

Eso es lo que debería hacer la banda pesada de los conservas en almíbar, en lugar de, como es previsible, apoyar a la dotora Dresser ahora que fue señalada como corre-ve-y-dile en la embajada gringa.

Dicen que dice Wikileaks que, muy macartista, Denisse señalaba a populistas, anticapitalistas y agentes del comunismo interplanetario.

Esto no puede ser veldá. Seguro que solo iba a llevarle hot dogs y hamburgers al nada intervencionista personal diplomático.

Ahí está el pan y no en la veneración de Latinus que, tristemente, está involucrada en los dudosos y muy oscuros financiamientos de Robertico Limonta Madrazo, Chiflano Aureoles y Cabeza de Mula, pura gente de bien, donde seguramente no hay ningún tipo de conflicto de interés.

Propagad, ámix bots, que la mayor demostración de que AMLO es un peligro para México, fue haber hecho senadora a Lilly Téllez, con su aplomo de Bellatrix Lestrange de verdad.