La Profeco indicó que el precio del limón seguirá bajando gradualmente.

Qué tal te caería una michelada ahora que inicia el calor? Te tenemos buenas noticias, ya no tendrás que limitarte con el limón para prepararlas, porque el titular de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), Ricardo Sheffield Padilla, aseguró que el kilogramo del fruto se ha encontrado ya en 40 pesos en algunos mercados del país. 

Durante el recorrido de vigilancia y verificación de precios en La Nueva Viga, el funcionario señaló que afortunadamente el limón ha vendido bajando por el desabasto de Colima y de Michoacán; sin embargo, el producto de esas zonas, dijo, ya está saliendo y se está “regularizando el mercado”.

“Yo la semana pasada ya encontré en muchos lugares de Ciudad de México a 40 pesos, ya en otras partes del país, sobre todo a los puntos de producción, ya está hasta abajo de 20 pesos el kilo, entonces ya se está regularizando”, aseguró el representante de la Profeco.

Comentó que el limón es un producto que es muy utilizado por los mexicanos durante todo el año, “algunos tenemos la costumbre de ponérselo a todo, y la verdad es más sano ponerle limón a todo, que andarle poniendo sal a todo, que no es nada saludable”.

Profeco detecta tilapia china hasta con 40% de agua

Sheffield Padilla señaló que ante la próxima temporada de vacaciones de Semana Santa ya están realizando los monitoreos correspondientes para que las agencias de viaje para que no abusen de los consumidores del país.

“Nosotros hacemos un monitoreo en las redes sociales y en el internet de todas las ofertas vacacionales que hay, ya tenemos detectados algunos tramposos que año con año van ver a quién se madrugan y a esos los vigilamos con especial atención, son personajes cibernéticos”, destacó.

Agregó que cada año los delincuentes vuelven a tratar de engañar a los usuarios, “sobre todo con viajes a destinos populares como Cancún o Puerto Vallarta, son los que más problemas presentan, pero los bajamos de la red en cuanto los detectamos y con ayuda de la policía cibernética”.

“Suben ofertas que no existen, en realidad no tienen bloqueadas habitaciones, charteados aviones, y tratan de engañar a la gente, pero nosotros los detectamos porque cruzamos la información con los proveedores directos del servicio y cuando lo detectamos mandamos a bajar la práctica”, explicó.