Un alto funcionario de la Santa Sede sostuvo que “la única forma razonable y constructiva de dirimir las diferencias es a través del diálogo, como no se cansa de repetir el Papa”

El Vaticano está dispuesto a ayudar en las negociaciones entre Rusia y Ucrania, según aseguró el secretario de Estado y máximo responsable de la diplomacia de la Santa Sede, Pietro Parolin, en una entrevista difundida hoy en varios periódicos italianos.

“La Santa Sede, que en los últimos años ha seguido de manera constante, discreta y con gran atención los acontecimientos en Ucrania, ofreciendo su disposición a facilitar el diálogo con Rusia, está siempre dispuesta a ayudar a las partes a retomar este camino”, sostuvo Parolin.

Las negociaciones entre los representantes de las dos partes en conflicto, que se realizaría en la frontera ucraniano-bielorrusa, empezarían en las próximas horas, según fuentes de ambos países citados por medios de ambos países.

El “número dos” del Vaticano se mostró “convencido de que aún y siempre hay espacio para la negociación”. ”Nunca es demasiado tarde. Porque la única forma razonable y constructiva de dirimir las diferencias es a través del diálogo, como no se cansa de repetir el Papa”, agregó.

Ante el peligro de que el conflicto se extienda en el resto de Europa, Parolin advirtió de que “sería una catástrofe de proporciones gigantescas” y que “lamentablemente, no es una eventualidad que se pueda excluir por completo”.

Para el Vaticano, es necesario “evitar cualquier escalada”, frenar los ataques y “negociar”, ya que, “incluso el eventual regreso a una nueva guerra fría con dos bloques opuestos es un escenario verdaderamente inquietante”.

El papa Francisco acudió este viernes a la embajada rusa en un gesto sin precedentes para expresar su preocupación por el conflicto y pedir “que cese la lucha y se retome la negociación”, explicó el secretario de estado vaticano.

Este domingo durante el rezo del ángelus, el pontífice afirmó que “quienes hacen la guerra se olvidan de la humanidad” pues “la gente corriente es la verdadera víctima, los que pagan las locuras de la guerra en su propia piel”. Y urgió a abrir corredores humanitarios para los ucranianos, “que deben ser acogidos”.

Por su parte, la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas también se reunirá este lunes en una sesión especial urgente convocada por el Consejo de Seguridad para debatir sobre la situación en la región.

El movimiento llega después de que el viernes Rusia bloqueara en el Consejo de Seguridad una resolución que condenaba su invasión y le ordenaba la retirada de tropas y busca que la Asamblea, donde Moscú no puede vetar decisiones, apruebe a lo largo de los próximos días un documento parecido.

Según dijeron a Efe fuentes diplomáticas, se prevé que la sesión especial arranque este lunes, pero la votación del texto no se producirá antes del miércoles, para dar tiempo a todas las delegaciones de analizarlo con sus capitales.