“Están listos para avanzar ahora si reciben la orden de hacerlo”, dijo a los periodistas un alto funcionario del Departamento de Defensa. El eventual ataque vendría tanto desde fuera como desde dentro del territorio ucraniano

En su evaluación más severa en lo que va del conflicto, el Pentágono dijo el miércoles que el 80% de los 190.000 soldados rusos y las fuerzas separatistas dentro o en los alrededores de Ucrania se encuentran posicionadas y listas para el combate, y que es muy probable que un asalto militar a gran escala sea inminente.

“Están listos para avanzar ahora si reciben la orden de hacerlo”, dijo a los periodistas un alto funcionario del Departamento de Defensa, citado por el New York Times.

El funcionario, que habló bajo condición de anonimato para describir las operaciones militares rusas, dijo que todas las fuerzas que Estados Unidos esperaban que Moscú reuniera están en su lugar, posicionadas de 5 a 50 kilómetros de la frontera con Ucrania, sin contar con los separatistas, que se encuentran dentro del territorio ucraniano.

“Se han desplegado y están listos para avanzar”, dijo el funcionario, y señaló que todavía depende del presidente ruso, Vladimir Putin, dar la orden final para lanzar un ataque. “Podrían avanzar en cualquier momento”, aseguró, citado por Financial Times.

El funcionario agregó que Rusia ya ha colocado más de dos docenas de buques de guerra en el Mar Negro, incluidos diez barcos de desembarco anfibio. “Estos barcos existen por una razón y es para poner las botas en tierra”, afirmó.

Funcionarios de Estados Unidos, la OTAN y la Unión Europea (UE) dijeron el martes que las fuerzas rusas habían comenzado a avanzar hacia las regiones del este de Ucrania controladas por separatistas que son respaldados por el Kremlin, y que Putin reconoció el lunes como independientes.

El presidente Joe Biden, por su parte, calificó la medida como el “comienzo de una invasión rusa de Ucrania”.

Entre las opciones militares disponibles para Putin figura una ofensiva en áreas que aún están bajo control ucraniano y que son reclamadas por los separatistas, o un ataque nacional mucho más amplio contra Ucrania, que desencadenaría la guerra más grande en Europa desde la Segunda Guerra Mundial.

En este contexto, funcionarios del Pentágono aseguran que las fuerzas rusas se han estado preparando durante meses para un ataque a gran escala y ahora están en condiciones de llevarlo a cabo. Ese ataque probablemente incluiría salvas de misiles, ataques aéreos, operaciones de fuerzas especiales, un asalto anfibio y tropas terrestres, y podría comenzar en cualquier momento, dijo el funcionario.

El funcionario del Departamento de Defensa que habló con medios locales se hizo eco de la evaluación de Biden sobre que Rusia había comenzado una invasión de Ucrania en los territorios orientales de Donetsk y Lugansk, pero el funcionario dijo que no tenía detalles sobre el número exacto o la ubicación de las tropas en las áreas controladas por los separatistas.

Mientras tanto, y atendiendo a este despliegue, el Parlamento ucraniano aprobó este miércoles por amplia mayoría la declaración del estado de emergencia nacional. La medida, propuesta por el presidente Volodimir Zelenski, fue votada horas después de que Rusia iniciara la evacuación de su personal diplomático en Kiev.

“La situación es difícil, pero permanece bajo nuestro control”, aseguró antes del voto el secretario ucraniano de Seguridad y Defensa, Oleksiy Danilov.

El estado de emergencia permitirá a las autoridades regionales reforzar las medidas de seguridad, imponiendo por ejemplo controles de identidad más estrictos.